Mi Sitio: Home | Fotos |



¡Vivamos, como nos corresponde vivir!...

La adolescencia y la juventud, son dos etapas muy importantes dentro del proceso de desarrollo del ser humano, van marcando el final del proceso de maduración. Son etapas de búsqueda y de encuentro, el adolescente anhela ser el mismo pero aún no acaba de hallarse, necesita de referentes, de personas que puedan encaminarle, orientarle en cuanto a la razón de ser de su existencia.

Hoy más que nunca en este mundo tan cambiante y convulsionado por ese fenómeno llamado despersonalización, necesitamos ayudar a nuestros adolescentes a encontrar un horizonte claro, despejado, que les permita ver con claridad la vida, necesitamos mostrarles que la vida bien vivida es causa de intenso gozo, que no es cuestión de dejarnos llevar por el día a día, asumiendo con cinismo la vida, sino más bien esforzándonos por llegar a esa etapa de la juventud con perspectivas claras que nos permitan asumir con fe e ilusión nuestro vivir, no permitamos que nuestros jóvenes y adultos del mañana se pierdan en el tiempo ahogados por una maraña de desilusiones, producto de su desorientación y sobretodo de nuestra despreocupación que como adultos mostramos ya sea como padres, como maestros o simplemente como meros acompañantes “topetes” de ese banal y rutinario vivir.

Parece mentira, pero es verdad, los adultos de hoy, olvidamos con facilidad que un día también fuimos adolescentes, y esto es justamente lo trágico, lo lamentable, el no poder o no querer ver que nuestros jóvenes necesitan de un buen padre, un buen maestro, un buen amigo, que realmente esté dispuesto a ofrecerles un pequeño espacio de de su tiempo, para simplemente oírles, atenderles y animarles a vivir la vida con alegría.

Ayudemos a detener este mar de desenfreno y violencia en el cual van cayendo nuestros adolescentes y jóvenes, ayudemos desde nuestro lugar a darle un sentido verdadero y autentico a las vidas de tantos chicos y chicas que con sus gritos, escándalos, poses grotescas y desenfado al hablar, lo único que en el fondo buscan es hacernos notar lo necesitados que están de que alguien les atienda, les anime a caminar por el sendero correcto y sobre todo les ayude a vivir bien, es decir a vivir como realmente le corresponde al ser humano, como persona.

Posteado por Marco Alberca 12:50 p. m.  

1 Comment:

  1. Cristian said...
    Marco:
    Interesante el tema, sin duda los adolescentes necesitan mucho de nuestra atención. Una consulta... veo la sidebar de tu blog caido... gracias por tener linkeado mi otro blog. Bendiciones.

Post a Comment